Tu hijo ronca por la noche, no sabes la causa y eso te preocupa. Es probable que tenga el Síndrome de Apnea, un  problema frecuente en la población infantil, con una prevalencia estimada de 2-4%, especialmente entre los 2 y los 6 años.

¿Qué es el síndrome de apnea?

El Síndrome de Apnea (SAHS) es un trastorno respiratorio del sueño, caracterizado por una obstrucción de la vía aérea superior, que interrumpe la ventilación normal durante el sueño y los patrones normales del mismo. Este síndrome del sueño consiste en episodios repetidos de obstrucción de la vía aérea superior que causa pausas respiratorias de 10 a 30 segundos, conocidas como apneas, durante el sueño profundo.

El síndrome de apnea en niños

El SAHS infantil es el trastorno respiratorio durante el sueño más frecuente en la edad pediátrica. Considerando que los niños no son adultos pequeños, el SAHS infantil tampoco es un tipo especial de SAHS del adulto. Por este motivo, la Academia Americana de Medicina del Sueño (AASM), separa de forma clara ambas entidades y las incluye en apartados diferentes en su clasificación.
El SAHS infantil ocurre en todos los grupos de edad pediátricos con un pico de incidencia entre los 2-6 años de edad y con una prevalencia entre 2-4% de la población pediátrica. Es posible un segundo pico en la adolescencia, con la obesidad como principal factor de riesgo.
El SAHS infantil se asocia frecuentemente con hipertrofia adenoamigdalar, anormalidades cráneo-faciales, alteraciones de tejidos blandos o con trastornos neuromusculares y obesidad. La obesidad va a influir negativamente en todas las esferas del SAHS, alrededor del 34% de los niños obesos presentan algún trastorno respiratorio del sueño. Esta prevalencia se incrementa en la adolescencia alcanzando el 57% en grados de obesidad severos. El SAHS infantil puede conllevar problemas metabólicos y cardiovasculares futuros en el adulto.
Los trastornos respiratorios del sueño (TRS) se producen durante su periodo crítico de desarrollo cerebral, por lo que las consecuencias de no tratarlos pueden ser muy relevantes.

Síntomas nocturnos

  • Ronquidos (intensos y continuos)
  • Respiración ruidosa o laboriosa.
  • Pausas respiratorias objetivadas por los padres.
  • Sueño intranquilo, agitado.
  • Respiración bucal.
  • Posturas anómalas con hiperextensión de la cabeza al dormir.
  • Sudoración profusa.
  • Enuresis (hacerse pis en la cama)
  • Parasomnias (terrores nocturnos)

Síntomas diurnos

  • Dolores de cabeza matutinos.
  • Somnolencia diurna excesiva muy ocasionalmente.
  • Síndrome de déficit de atención con hiperactividad (SDAH-like), falta de atención y concentración.
  • Bajo rendimiento escolar (“deuda de aprendizaje”) e intelectual.
  • Problemas de conducta: hiperactividad, agresividad, irritabilidad, ansiedad…
  • Problemas de audición
  • Alteraciones de la memoria y aprendizaje
  • Cansancio
  • Respiración bucal.
  • Alteraciones del crecimiento (retraso del desarrollo estaturoponderal)

Síntomas relacionados con la hipertrofia adeno-amigdalar

  • Respiración bucal.
  • Sequedad de boca, gingivitis, halitosis.
  • Congestión nasal, rinorrea.
  • Otitis.
  • Infecciones de vías respiratorias altas frecuentes.
  • Alteraciones del habla.

Causas del Síndrome de Apnea

  • La causa más frecuente en el niño es la hipertrofia de las amígdalas y adenoides (vegetaciones).
  • Otras causas menos frecuentes son la obesidad
  • Algunas anomalías craneofaciales
  • Algunas enfermedades neuromusculares.

Problemas respiratorios relacionados con el sueño en niños

  • Ronquido simple
  • Síndrome de apnea obstructiva (SAHS)
  • Síndrome de resistencia aumentada de la vía aérea superior (SARVAS): Síndrome considerado intermedio entre SAHS y ronquido simple, pero que ocasiona incrementos del esfuerzo respiratorio y finaliza en un microdespertar. A pesar de mantenerse la saturación de oxígeno dentro de la normalidad, ni evidenciar apneas ni hipopneas, el patrón del sueño se altera y los síntomas diurnos pueden ser similares a los del SAHS.

Ronquido

El ronquido es el síntoma que tienen en común los tres problemas respiratorios durante el sueño.
La incidencia del ronquido es del 7-16.7% en edades de 6 meses-13 años; y del 5-14,8% en adolescentes.
En muchos pacientes se da el llamado “ronquido simple”, no asociado a apneas/hipopneas, ni alteraciones del intercambio gaseoso, ni excesivos microdespertares.
En la actualidad, LA INOCUIDAD DEL RONQUIDO SIMPLE está en entredicho, habiéndose encontrado asociación de éste con déficits neurocognitivos y pobre rendimiento escolar probablemente relacionados con la fragmentación del sueño.

Diagnóstico de sospecha

Se realiza mediante cuestionarios, en los que se refleja la sintomatología del niño y la exploración oral del mismo.

Diagnóstico de confirmación

Mediante polisomnografía hospitalaria y registro videográfico hospitalario, que determinarán la severidad del SAHS infantil, clasificándose :
• SAHS leve: IAH 1-5
• SAHS moderado: IAH 5-10
• SAHS severo: IAH >10

Tratamiento del SAHS infantil

El tratamiento del SAHS infantil debe ser interdisciplinario:
• Neumólogo
• Neurofisiólogo
• Otorrinolaringólogo
• Cirujanos maxilofaciales
• Pediatras
• Psiquiatras
• Endocrinos y dietistas
• Logopedas (terapia miofuncional)
• Odontólogos formados en Medicina Dental del Sueño

El tratamiento ortodóncico-ortopédico ha demostrado resultados positivos en el tratamiento del SAHS pediátrico, como coadyuvante de la adenoamigdalectomía.

 

 

Te invitamos a vivir la experiencia INARI. Desde nuestra web puedes ver los testimonios de nuestros pacientes satisfechos.  Nos puedes llamar a nuestra clínica dental en Alcorcón, donde estaremos encantados de atenderte y resolver cualquier duda que te pueda surgir. Nos puedes contactar a través de teléfono  910 882 790 o whatsapp al 679 242 809 o a través de nuestra página web, donde puedes conocernos un poco más: www.inaridental.es

 

Doctora Marta Ugena

Especialista en Apnea del Sueño